Flash Sale! to get a free eCookbook with our top 25 recipes.

Bloomberg también respalda un iPhone 15 con USB-C


Son muchos los rumores que nos están llegando últimamente sobre una posible modificación del puerto de carga de los próximos iPhone, dejando atrás el Lightning y adoptando el ansiado USB-C. Si hace unos días el famoso analista Ming-Chi Kuo evidenciaba que Apple tenía previsto reemplazar el conector por una entrada de USB-C, ahora es Bloomberg quien asegura que Apple está probando internamente un diseño de iPhone con USB-C.

Apple introdujo el conector Lightning junto al iPhone 5, reemplazando así el conector de 30 pines y no adoptando lo que la industria pedía por aquel entonces, el micro-USB. una década más tarde, Apple podría dejar de lado este conector y ser el iPhone 14 el último que disponga de conexión Lightning y no USB-C.

No obstante, el conector USB-C no es nuevo para Apple, que ya ha cambiado toda su línea de iPads (a excepción del modelo de entrada) a este conector. Además los MacBook también disponen de conectividad USB-C y dejaron hace tiempo conexiones previas. Tampoco olvidemos que, aunque el conector directo del iPhone sea Lightning, los últimos modelos están ya lanzándose con un conector USBC-Lightning por lo que podemos decir que el iPhone ya conoce la carga a través de USB-C. O, al menos, media parte de la carga.

Coincidiendo con Ming-Chi y los rumores de la imposición de Europa por adoptar un puerto unificado, Bloomberg ha lanzado en una publicación la intención de Apple de abandonar el puerto Lightning a partir del año que viene en favor del USB-C. Esto quiere decir que un futuro iPhone 15, en 2023, tendría ya este nuevo conector.

La velocidad de transferencia de datos también puede ser un factor a tener en cuenta para esta adopción. Ya sabéis que el conector USB-C es solo el método físico, pero que luego puede tener otros estándares por detrás que hagan que la transferencia sea mucho más rápida (como Thunderbolt en los Mac).

Bloomberg también indica que Apple estaría trabajando en un adaptador Lightning a USB-C para mantener la compatibilidad entre ambos conectores.

Con tanto ruido al respecto, parece que la realidad de tener un iPhone con USB-C está más cerca. Sin duda una oportunidad para mejorar la conectividad del mismo y de, por qué no, reducir el número de cables diferentes que necesitamos para cargar todos nuestros dispositivos.



Veja mais